Pachanga de clásicos GT Scalextric

Parque cerrado de la Pachanga de clásicos GT Scalextric

Parque cerrado de la Pachanga de clásicos GT Scalextric

Pachanga de clásicos GT Scalextric

Ayer disputamos en nuestro club una carrera no oficial debido a que a muchos les apetecía montarse en el DeLorean DMC-12 y volver a los tiempos de Exin, y derivados, para albergar una carrera de GT clásicos de la marca Scalextric. De ello salió esa pedazo de parrilla que podéis ver en la imagen justo arriba de éstas líneas. A excepción de mi cabezoneria por usar ese R5 Turbo que poco o nada tiene que ver con lo ya existente en parrilla. 😜

Ésta prueba se dividió en 2 mangas por la gran afluencia de pilotos que ésta categoría tan llamativa y nostálgica, hizo que asistieran a la misma un total de 16 pilotos. Tal vez, tendríamos que haberla anunciando con antelación, seguro que hubiera habido mucha más afluencia de pilotos. No me llego a imaginar otra parrilla más, al menos, de estos coches tan bonitos en el parque cerrado.

Los clásicos de la parrilla en pista

Los clásicos de la parrilla en pista

Bien, dos mangas, 16 pilotos… y comienza la pole en la que se perdieron los datos por un problema de gestión humano. Así que lamentablemente no os la puedo facilitar, pero bueno, todo apuntaba a que iba a ser una categoría muy reñida, que el resultado de la carrera mostrará.

Inicio de la carrera

Inicia la prueba quedando mi R5 en descanso para entrar en la siguiente manga. Nada más dar las primeras vueltas el ordenador estima que mi posición será la 1ª. Al menos en esta primera manga a la espera de la segunda, en la cual se hallan los pilotos más aguerridos con sus GT’s sedientos de… iba a decir sangre, pero mejor decir “voltaje”.

Una manga muy divertida, dónde algunos pilotos novatos protagonizaban las salidas de pista y obstáculos para otros pilotos. Gajes del oficio al fin y al cabo. Mi madre igual me hubiera dicho eso de “Haber estudiado”, pero en este ámbito sería “Haber usado un GT” 😅.

Aún así, con todo lo mencionado, la carrera se mantuvo increíblemente divertida y reñida. Alguna queja de algún piloto por mis alaridos de felicidad y diversión al ver cómo he pasado la horquilla de la pista 6 con mi R5 Turbo, como si de un Mosler de NSR se tratara. Desde aquí mis más sinceras disculpas… ¡ENVIDIOSO! 😎

Destacar también a Joselito, una de las más recientes incorporaciones al club, que pese a llevar poco tiempo demostró que puede apretar las tuercas a más de un veterano, quedando a tan sólo media vuelta del piloto Manolo Espejo y a 3 de mi.

Ferrari GTO del piloto Junior Lapeña

Ferrari GTO del piloto Junior Lapeña

La manga de los rápidos

Una vez finalizada la carrera de la primera manga en la que, orgulloso de mí, me hice con el 1º puesto a expensas de ver cómo caigo al 9º con la entrada de los pilotos de la segunda manga. Algo que no me dolió sabiendo que mi coche no estaba a la altura de los suyos en prestaciones, pero sí en diversión donde creo que les saqué ventaja. 😉

Una manga impresionante dónde si mal no recuerdo, Raúl Delgado se hace con la primera posición nada más empezar, haciendo saber, que este año no sólo va a dar el do de pecho en las carreras del club, sino que también va a dar lo mejor de sí en otro tipo de pruebas. Adolecía un poco de confianza sobre sí mismo y su coche, temiendo la entrada de Raúl Cuadro y Junior que estaban ambos en descanso. Esperaba caer puestos fácilmente cuando ambos entraran y José Ortega y Fran volvieran a su habitual nivel.

Así que después de su comentario auto-destructivo, que minó mi moral, le eché una reprimenda por su actitud, de forma amigable, claro está. Pues oye, parece que ésta surgió su efecto y estuvo peleando continuamente para abordar el podio. Y ole sus co*, ya que terminó la carrera con su mejor puesto desde que lo conozco, y que hace que me sienta orgulloso por él.

También mencionar la gran actuación de Raúl Cuadro en la que lucho con uñas y dientes por el segundo puesto que se agenció su tocayo Raúl Delgado, quedando a tan solo 2 tercios de vuelta por detrás.

Como no, mencionar a Fran Ortega. Otro talento de gran juventud que se quedó a muy pocos tramos de Raúl Cuadro. Aunque éste cuenta con la ventaja de llevar el Slot en vena, transferido de su padre. Padre, que por cierto no obtuvo justicia, quedando 5º después de su caída al 9º puesto.

Mario Sánchez, también estuvo increíble y que, al menos para mi, llevaba el coche más bonito, original y grande (literalmente 😂) de la prueba. Éste gran y joven piloto, se quedó a tan sólo unos pocos tramos de José Ortega, pudiendo haberlo superado en cualquier momento.

Para acabar, la victoria del inagotable Junior Lapeña, que pese a que llevaba el coche más “anciano” y el motor con menos vueltas, se hizo con la victoria que ya acostumbra a agenciarse en todas las pruebas y categorías… A ver si rompes alguna vez 😈 😘

Y hasta aquí la crónica de ésta prueba no puntuable. Ciertamente no pensaba hacer una crónica, sólo un mini-resumen, pero ya ven. La pasión y la verborrea se han apoderado de mí y ha salido todo esto que espero, os haya gustado.

Paco Sánchez

 img_6508 img_6507 img_6509

img_6510
2016-1a-clasicos-exin img_6523

Comentarios

comentarios

Marcar como favorito enlace permanente.

Comentarios cerrados.